1393909_679393705412662_186400744_n

Bienvenido, Cabrón

El dibujante Alan Dimaro presentó el primer libro de su historieta autobiográfica. Fue en la Biblioteca Popular Albino Capponi (Rivadavia 36).

1425650_220455958129055_1850615735_n

El primer libro de Cabrón, contiene más de cien capítulos, algunas versiones de amigos que colaboraron haciendo su propia interpretación del personaje y sobre todo reflexión, ya sea de modo implícito o remarcado a través de cuadros que mezclan humor, música —cada historieta contiene el disco que acompañó la producción— amistad, familia y caras conocidas.

Todos dicen algo, esclarecen el plano humano y no dejan de sorprender, porque en una estalla, en otras piensa o simplemente altera las situaciones que lo desbordan.

Con el libro en la mano, se puede certificar que cada título está acompañado de una atmósfera que se amplía y no agota las posibilidades de descubrir algo nuevo, de intentar responder con qué va a salir el quía, si va a estallar o sólo ser el protagonista sin remedio o salvación.

La senda que hoy aparece presente nació en el año 2010. De a poco, el infinito material fue publicado mensualmente en el viaje, en la fan page de Facebook —Cabrón Historieta Autobiográfica—, semanalmente en la página de La Duendes Historieta Patagónica. Algunas colaboraciones hicieron ver a Cabrón en España para la revista Cretino Comic Digital y en la revista de humor tanguero Chamuyando de Mar del Plata.

Sobre el final, aparecen imperdibles capítulos versionados por diversos colegas locales e internacionales. Uno de ellos, es “El cabroncete del padre demonio”, adaptación española de la mano de Chamn (Granada). También aparecen cabrones desde Chile, Perú, donde el personaje principal se ve atravesado por los contextos.

El personaje del dibujo tiene vida, va al frente o reflexiona y lo cuenta. Cabrón es real, todos tenemos uno. Una vez al mes por lo menos.